Wednesday, April 30, 2008

Verano


Días

El verano está a punto de empezar. Empiezo a sentirme como si fuera a comenzar la Navidad. En octubre de 2006 fui a Mallorca para pasar unas mini vacaciones. Mallorca es preciosa. Nos bajamos del avión en el segundo aeropuerto más grande de Europa un día soleado. Condujimos por Palma, tan impresionante. Nos quedamos en Andratx. Teníamos unas hermosas vistas del mar, un tiempo maravilloso, una compañía magnífica y espectaculares cantidades de alcohol.

Salíamos hasta tarde todas las noches y nos levantábamos tarde por la mañana. Cada mañana el mar estaba a nuestros pies, en la línea del horizonte se mezclaban el mar y el cielo aparecía y desaparecía algún barco que daba ese toque náutico y romántico a la escena. Una mañana tuvimos una visión madrugadora de unos pescadores que traían su botín a tierra. Eran las 5.30 de la madrugada y buscábamos otro bar mientras discutíamos los pros y los contra de tomar un barco prestado un rato. Peces pequeños aparecían en tierra en el muelle. Pensé brevemente en cogerlos y tener pescado fresco para desayunar pero no estaba preparada para sacrificar mi bolso.

Pasamos la última noche bebiendo infusiones de menta y sintiéndonos frágiles y tristes por el fin de las vacaciones. Vimos la información del tiempo, todas las noches habían dicho que llovería y habría nubes, todos los días habían sido soleados y despejados. Esa última noche la previsión dijo que haría sol. Nos reímos y dijimos que llovería al día siguiente. A la mañana siguiente el avión despegó desde una pista muy mojada hacia un cielo del color grisáceo del acero.

Days

Summer is nearly here. I am beginning to feel Christmasssy. In October 2006 I went to Mallorca for a mini holiday. Mallorca is beautiful. We got off the plane in Europe's second busiest airport and into a beautiful sunny day. We drove through Palma, which is so big and impressive. We were staying in Antrax. We had beautiful sea views, wonderful weather, great company and amazing amounts of alcohol.

We went out late every night and woke up late every morning. Every morning the sea was at our feet, the horizon line blurring the sea into the sky and the odd boat appearing and disappearing to give a romantic nautical touch to the scene. Whilst still out one of the days, we had an early morning view of fishermen landing their haul. It was 5.30 and we were looking for another bar and discussing the pros and con of 'borrowing' a boat for a while. Little fish landed on the dock from the fisherman's labour landed on the dock, flapping around at our feet. I briefly thought about collecting them and having fresh fish for breakfast but I wasn't prepared to sacrifice my handbag.

We spent the last night sipping mint teas feeling fragile (our liver and kidneys had been working over time) and sad for the end of the holiday. We watched the weather report, teas in hand. Each night it had reported rain and clouds, each day had been sunny and cloudless. That last night the forecast was for sun. We laughed and said it would rain the next day. The following morning the plane took off on a very wet runway into a steely grey sky.

1 comment:

LA NEGACIÓN DE MARÍA said...

Vaya pregunta... pero, ¿y ahora, dónde estás?
No creoq ue puedas ver el mar... prque rezumas nostalgia, casi tanta como tus lavadoras...
Un abrazo
Mariano Ibeas
http://desdeldesavan.blogia.com